En pleno centro de la ciudad de Osorno, específicamente en Plaza de Armas, dos funcionarias del Centro de Salud Familiar de Rahue Alto, se instalaron con un stand para vacunar en forma voluntaria y gratuita a los ciudadanos de entre 20 y 24 años de edad, contra el sarampión, rubiola y papera.

Solange Navarro, Técnico en Enfermería del Cesfam., señaló que se trata de una campaña a nivel nacional, en la que se ha sumado esta repartición, con el objetivo de prevenir este tipo de enfermedades que ha ido en aumento, en el último tiempo. “No hay que tener miedo es una vacuna que no duele, es rápida y evita que las personas se contagien”, dijo la profesional.

Por otro lado, y en la otra vereda del principal paseo público, se instalaron los profesionales del Banco de Sangre del Hospital Base San José de Osorno, para motivar a los ciudadanos a sacarse sangre y así ayudar a muchas personas que requieren con urgencia salvar sus vidas. Según explicaron los funcionarios, el trámite no dura más que 20 minutos.

Deja un comentario